Malí / La sociedad civil celebra la transferencia del presunto criminal de Tombuctú Al Hassan a la CPI

Residentes de Tombuctú en la Mezquita de Djingareyber. UN Photo/Marco Dorm
Coalición de Malí por la CPI
Regions: 
África
Related countries
La Coalición de Malí por la Corte Penal Internacional (CCPI-M), de acuerdo con su mandato de luchar contra la impunidad, quiere reconocer la acción de las autoridades de Malí, y felicitarlas por haber entregado al Sr. Al Hassan Ag Abdoul Aziz Ag Mohamed Ag Mahmoud a la CPI por presuntos crímenes de lesa humanidad y crímenes de guerra en 2012 y 2013 en Tombuctú, Malí.

Al Hassan está acusado de participar en la destrucción de mausoleos de santos musulmanes en Tombuctú. También, habría sido parte del establecimiento de una política de matrimonio forzado que victimizaba a las ciudadanas de Tombuctú. Este escenario dio lugar a violaciones reiteradas y redujo a las mujeres y a las jóvenes a esclavas sexuales.

Estos crímenes sexuales y crímenes de naturaleza sexista, ampliamente reconocidos como crímenes de lesa humanidad, no deberían quedar impunes, en nombre de la paz.

La CCPI-M quiere pedir a la sociedad civil de Malí que lleve a cabo una acción organizada para luchar contra la impunidad.

La CCPI-M exige al gobierno de Malí seguir perseverando en la lucha contra la impunidad, tal como se describe en el Acuerdo para la Paz y la Reconciliación Nacional de Alger.

La CCPI-M invita a la comunidad internacional a apoyar al gobierno de Malí en su proceso hacia la Paz y la Reconciliación Nacional, en la lucha contra la impunidad por los crímenes cometidos en el territorio.

Mama Koite Doumbia, Presidente, Coalición de Malí por la CPI.

Bamako, 4 de abril de 2018

 

DESCARGAR COMUNICADO DE PRENSA (EN FRANCÉS)

MÁS INFORMACIÓN SOBRE LA INVESTIGACIÓN DE LA CPI EN MALÍ

 

Antecedentes: De acuerdo con la orden de detención, Al Hassan, ciudadano maliense nacido el 19 de septiembre de 1977 en la comunidad de Hangabera, a unos 10 kilómetros al norte de Goundam en la región de Tombuctú, Malí, y perteneciente a la tribu Tuareg/Tamasheq Kel Ansar, era miembro de Ansar Eddine y jefe de facto de la policía islámica. También se alega que estuvo involucrado en el trabajo del tribunal islámico en Tombuctú y que participó en la ejecución de sus decisiones. También se acusa al Sr. Al Hassan de haber participado en la destrucción de los mausoleos de santos musulmanes en Tombuctú utilizando fuerzas de la policía islámica sobre el terreno y de haber participado en la política de matrimonios forzados que victimizó a las mujeres de Tombuctú, facilitó repetidas violaciones y la esclavitud sexual de mujeres y niñas.

La Sala está convencida de que las pruebas presentadas por la Fiscalía proporcionan motivos razonables para creer que el Sr. Al Hassan es penalmente responsable en virtud del artículo 25(3)(a) ó 25(3)(b) del Estatuto de Roma por crímenes de lesa humanidad (tortura, violación y esclavitud sexual, persecución de los habitantes de Tombuctú por motivos religiosos y de género y otros actos inhumanos) y por crímenes de guerra (violación y esclavitud sexual, violencia contra personas y atentados contra la dignidad personal, ataques intencionales contra edificios dedicados a la religión y monumentos históricos, y el dictado de sentencias sin fallo previo pronunciado por un tribunal constituido regularmente que concede todas las garantías judiciales que generalmente se reconocen como indispensables) cometidos en Tombuctú, Malí, entre abril de 2012 y enero de 2013. Comunicado de prensa de la CPI.